Nick Croshaw

El primer humano en “saltar” fue Nick Croshaw cuando, en 2271, modificó su Quantum Drive y saltó a través de un agujero de gusano a lo que ahora es el Sistema Croshaw. RSI, detectando una oportunidad, desarrolló rápidamente su propio impulso de salto llamado QM-Core XII y lo vendió a precios exorbitantes a multimillonarios y gobiernos. Dos mecánicos intentaron llevar los Jump Drives a los exploradores, Tara Dilione y Alfonsus Carbrino. Trabajando juntos, investigaron las unidades de salto y trabajaron en naves de salto hasta que se dieron cuenta de que RSI no había desarrollado una unidad de salto real, simplemente habían modificado una unidad de Quantum existente en un Nick (llamado así por Nick Croshaw). Durante los siguientes 27 meses, el par trabajó, probó y finalmente lanzó el dispositivo “Tarsus” el 7 de noviembre de 2292. El Tarsus fue capaz de modificar cualquier unidad cuántica en una unidad de salto de forma segura y confiable.

Nick Croshaw fue el descubridor del primer punto de salto (Sol-Croshaw). En 2271, después de casi diez años de estudio del Triángulo Neso, regresó con éxito del sistema Croshaw e informó de su descubrimiento. Pionero de la profesión que más tarde se llamó NavJumping.  El descubrimiento dio como resultado que el nuevo sistema de estrellas Croshaw y él se convirtieran en parte de la cultura popular.

 

“Lo desconocido puede parecer incomprensible para nosotros, pero eso es simplemente porque todavía no lo entendemos. Quería entender. Estaba dispuesto a ir al final del espacio para entender”.

 

–Nick Croshaw

“Nos hemos convertido en exploradores nuevamente. Resucitamos misterio, descubrimiento y aventura”.